Fontana First Assembly

Reach, Teach, and Send to do the Work of God
Sanafon



Día 16 Lunes 25 Enero 2016
Haciendo frente a las amenazas del enemigo

1Sam17:33 No podrás tu ir contra aquél filisteo, para pelear con él; porque tu eres muchacho, y él un hombre de guerra desde su juventud”
Comenzando esta ultima semana de Ayuno y Oración, ya escuchamos tremendos testimonios, victorias espirituales, conquistas territoriales, en el hogar, en tu trabajo, en cada área de tu vida. Pero recuerda que la guerra continúa, y uno de los ataques de satanás es el desacreditar el poder espiritual de los hombres de Dios.
Ese es el caso tan conocido de David, que en este caso no era rey, sino un simple pastor de ovejas que había llevado unos panes y quesos a los hermanos que estaban en el frente de batalla. Del otro lado en el frente de los Filisteos, había un paladín hombre de gran estatura llamado Goliat, amedrentando al ejercito de los hijos de Dios llenando de temor, todavía las espadas no se habían cruzado, pero este grandulón lanzaba palabras que hacían heridas profundas en el pueblo, desacreditando, inculcando miedo, temor. Y la reacción de la Hermano mayor Eliab fue, eres un irresponsable, eres bueno para nada, estas dejando las ovejas para curiosear, y el rey Saúl no se quedo atrás, “tu no podrás”, si abrimos los ojos a esta realidad diaria, vemos como la influencia del enemigo ha hecho estragos en el corazón, en la fe , en la visión.
David entendió que su oportunidad estaba en medio de la dificultad, Que su corazón estaba recto delante del Señor, y eso garantizaba el respaldo del altísimo. Que si bien se había entrenado toda su vida para ese evento, no era su habilidad sino el Poder de Dios obrando a través de su Vida.
El éxito de esta historia bíblica, es que David no presto atención a la voz de la incredulidad, mientras los guerreros estaban atemorizados, David estaba Fortalecido en su ser interior. Con una visión de éxito, dijo proféticamente, te cortaré la cabeza aunque no llevaba una espada, uso la espada de Goliat. David uso la Artillería Espiritual, que es la oración, la Palabra de Fe, La Confesión profética y los Pactos.
Declaración de fe: “Soy un Guerrero de Dios”, No haré concesiones con la incredulidad, ni dejaré que me menosprecien, porque se a lo que Dios me ha llamado.
Soy un Libertador de la tierra en que vivo.
Goliat no tengo miedo ni creo en tus amenazas, Dios esta con migo y serás destruido por completo.
Acción del día:
Manténgase en Oración, Declare palabras de conquistas territorial.
Llame a aquellos que usted sabe que han sido influenciados por malas expresiones, y hable fe a sus corazones, Anímelos a creer en Jesús, que Él no ha hecho mas que Vencedores. E Invítelo a su Célula de Crecimiento esta Semana.